Why not?


Piensas que cortándote el pelo a la moda y cambiando el fondo de armario para que sea como en el de las revistas, las cosas cambiarán. 

Conoces gente nueva, sales más de fiesta, visitas locales que abren a la hora que muchos madrugadores se van a trabajar. Bailas hasta que se te rompe un tacón, bebes y te descalzas. Pisas charcos y aceras gris oscuro. Se te corre el rímel, qué más da. Gritos que parecen murmullo, palabras sin forma, luces. Una burbuja que te envuelve. Hablas con desconocidos sin escuchar ni sus palabras ni las tuyas propias. Te ves encaminada a la pista donde miles de personas en el mismo estado de evasión creen estarse conociendo al ritmo de un sonido estridente que no para. Es estupendo hacer amigos, agregarlos a tuenti y seguirlos en twitter. Aparecen perfiles en tu muro de gente que ni te suena. No es inconveniente para leer sus comentarios... Además, te das cuenta de que el contador de visitas engorda por momentos. Descubres que ese tipo de amigos es el que te gusta. 


Te gusta hacer esas cosas que hacen los demás. Y miras la tele. Es el más cómodo de los entretenimientos y da lugar a temas de conversación cuando nada surge.


Siéntate, coge el mando, presiona Power. Simple acto que convertirás en costumbre, así como lo hiciste con el alcohol. Así como lo hiciste al pagar un crucero por el Caribe porque te dijeron que estaba de moda; encontraste más de lo mismo, eso que haces las noches de los sábados, pero en medio del océano. Te encanta hacer más de lo mismo. Es atractivo lo impuesto como divertido. Mata la creatividad pero hace la vida más fácil.


No te creas, hay inquietud intelectual en ti. Lees.

Cada frase impacta en ti aunque no te dés cuenta, aunque no la tomes y la dejes. Formas tu ideología con todo eso y algo de razonamiento propio. Compras prensa y miras el telediario. Lees poesía y ensayo cada noche si la película que “echaban” en Antena 3 consigues acabarla antes de las 4 horas habituales.


Y un día te da por meditar. Tras haberlo escuchado en la radio, visto en la tele, leído en un magazine e incluso visto con tus propios ojos innumerables veces, caes en la cuenta de cuál es el estado usual de la sociedad actual. A personas de todas las edades en general y a jóvenes y niños en particular, les falta autoestima, tienen depresión porque no se sienten aceptados o su número de amigos en facebook está por debajo de la media.  Se desmoronan los valores morales y no hay creatividad. Te preguntas por qué. 

______________________________________________________________________



Why not? 
*Con las costumbres se forja el carácter, el que determina el curso de tu vida.
*La mayoría no siempre tiene la razón

C.


2 comentarios:

  1. Sedentaris. Puagh. Per què no..? Per què no fer la nostra pròpia vida..?

    M'agrada l'entrada! :_)

    ResponderEliminar
  2. Hahah, yes, very good seasons. The best ones!
    Thank you Claudiaa! :D

    ResponderEliminar